El original pez que hoy os mostramos es un juguete diseñado por Patrick Ryland. Es un juguete para bebés que permite que los pequeños desarrollen su imaginación y sus propios modos de juego, aprendiendo a través de las formas.

El juguete cuenta con un acabado perfecto. Cuenta con un contrapeso que le permite mantener erguido incluso cuando los pequeños juegan con él en el agua.

Lo cierto es que a priori parece un juguete demasiado simple… Pero es precisamente esa simplicidad lo que favorece que los pequeños trabajen la imaginación y la psicomotricidad, logrando que los bebés se sumerjan en un mundo de fantasías y formas que favorece, sin duda alguna, su desarrollo.

pez

Simple, sí, pero no un juguete cualquiera. Y es que esta obra recibió en 1970 el Premio Duque de Edimburgo. Incluso, está expuesta en la obra permanente del museo MOMA de Nueva York y también en el museo Victoria & Albert de Londres.

El objetivo de este juguete es permitir a los bebés adentrarse en todo un mundo de fantasía y, a través de él, descubrir la realidad.

Se trata de un juguete recomendado para niños a partir de su nacimiento.
Es un producto de la firma Imaginarium.
Puedes adquirirlo en tiendas Imaginarium.

Dejar respuesta