A los niños le encanta jugar con la arena, por alguna extraña razón. Les encanta saltar, ensuciarse, tirar arena a sus amigos, a sus padres y a quién les pille por delante. Esta tortuga será su sitio de recreo y en el que disfrutar al aire libre de uno de sus pasatiempo favoritos.

No necesita de ninguna instalación ni obra, simplemente llenarla de arena y rellenarla de vez en cuando. Si este verano no puedes bajar a la playa también es una forma de tu hijo pise la arena, aunque sea de pega. Cuando terminen de jugar se tapa con el caparazón y la arena desaparece hasta el día siguiente.

Su precio es de 39.99 Dólares (unos 33 Euros) y la puedes comprar a través de Little Tikes.

Más información: Little Tikes

Dejar respuesta