Dentro de los juegos infantiles podemos encontrar una gran cantidad de alternativas, sobre todo de aquellos que se pueden aprovechar en el jardín y exteriores, como el que te sugerimos hoy, un balancín reciclado de una rueda. Este juego conocido en algunos lugares como subibaja o sube y baja son de tradición y los encuentras en casi cualquier lugar junto con los toboganes y los columpios. Hoy podrás hacer uno como el que te mostramos en la imagen.

balancin reciclado
«Fuente: According to Boyle«

Cómo hacer un balancín reciclado de una rueda

Es tan fácil como ver la imagen, plantearse hacer un balancín reciclado de una rueda, hay que aprovechar una vieja rueda, pero también hay que hacer un poco de trabajo porque hay que cortar la misma en dos y luego hay que sujetar de la base de madera que servirá para que nuestros niños jueguen con comodidad. Así que necesitarás la rueda para reciclar, tornillos, pintura de alegres colores, una pieza de madera perfectamente lijada y en buenas condiciones y claro un poco de tu tiempo.

Balancín reciclado de una rueda

Siendo tan fácil y barato de hacer este balancín ereciclado de una rueda, podrás aprovechar a que el tamaño sea adecuado para usar dentro de la casa. Sobre todo si tienes espacio en la misma ¿ por que no tener uno para que los niños jueguen alegremente cuando la temperatura no permite jugar en el jardín? a que es una buena idea.

El balancín es tan fácil de jugar que durante mucho tiempo ha sido también un regreso a la infancia de los adultos, porque siempre provoca sentir la sensación de elevarse a la vista de uno. El mismo se juega con un niño frente a otro que se impulsan alternativamente hacia lo alto. Siendo un tipo de juego que puede provocar que los niños quieran impulsarse más alto o rápidamente es adecuado solo para los que ya comprenden cómo deben jugarlo y también se debe mantener supervisión de los niños cuando juegan en el balancín.

Hoy en día para mayor seguridad se suele agregar una pieza para sujetarse, como las que se usan para halar las puertas, y así evitaremos que el niño se tenga que sujetar del madero y pueda caerse.

Dejar respuesta